Métodos de control de la procesionaria. Trampas y control biológico.

 

DESCRIPCIÓN
Se conoce como procesionaria del pino a la larva (oruga) de una especie de mariposa nocturna (Thaumetopoea pityocampa Schiff.) llamada vulgarmente así porque se desplaza en grupo -es muy gregaria- formando las características colas o procesiones, especialmente cuando se entierra.

Se trata de un insecto defoliador -es decir, se alimenta de hojas- que ataca a los pinos, y que puede afectarlos de manera grave si los ataques son muy intensos y repetidos o si los árboles están debilitados.

CICLO BIOLÓGICO
El ciclo biológico de la procesionaria se divide en 4 fases bien diferenciadas:

  • Huevo.
  • Oruga (larva).
  • Crisálida (pupa).
  • Imago (adulto o mariposa).

Pasa la mayor parte del ciclo vital en la forma de oruga, que es cuando causa o puede llegar a causar daños importantes a las plantas que ataca y afecciones alérgicas a las personas y animales domésticos.

Hay diferentes métodos de lucha para mantener las poblaciones del insecto en unos niveles mínimos. Los métodos que podemos utilizar son los siguientes:

– Enemigos naturales.
– Captura de los machos de la especie con el uso de feromonas.
– Captura de orugas mediante trampa collarín.
– Eliminación sistemática de bolsones.
– Control biológico.


ENEMIGOS NATURALES
La procesionaria del pino tiene muchos enemigos: unos le causan enfermedades (virus, bacterias y hongos), otros la parasitan (especialmente himenópteros y dípteros) en las diversas fases del desarrollo: huevo, oruga y crisálida.

También están los depredadores, sobre todo los insectos, como por ejemplo las chicharras, que se comen los huevos. Se debe destacar a las aves insectívoras, como por ejemplo el cuco (Cuculus canorus), el herrerillo (Parus caruleus) o la abubilla (Upupa epops), que pueden llegar a comer grandes cantidades de insectos.

La presencia de estas aves tan beneficiosas para controlar la procesionaria se puede fomentar con la instalación de nidos artificiales.

Los murciélagos se consideran también grandes predadores de las mariposas en vuelo.

Trampa G ProcesionariaCAPTURA DE LOS MACHOS CON FEROMONA
Se trata de un sistema de control muy recomendable para actuar en zonas con bajo nivel de infestación o en zonas pobladas. Se trata de utilizar trampas que contienen las hormonas sexuales (feromonas) naturales o de síntesis, que atraen a los machos de la especie en fase de mariposa antes de que fecunden a las hembras.

CAPTURA DE ORUGAS
Hacia el mes de febrero (según zonas) las orugas bajan por el tronco del árbol con la intención de enterrarse y salir más adelante ya convertidas en mariposas y decididas a iniciar de nuevo el ciclo.

Para evitar que lleguen al suelo se colocan unos collares especiales (Procerex) que las atrapan en su interior, evitando así que terminen su ciclo y evitando que la plaga se propague en verano.

Este collar dispone de diferentes diámetros, según el tamaño del árbol.

ELIMINACIÓN DE BOLSONES
Se trata del procedimiento clásico de lucha contra la procesionaria. Se utilizan herramientas de corte manual con una pértiga, como por ejemplo sierras y tijeras. Después es muy importante quemar los bolsones en un bidón o sobre superficies preparadas para evitar su esparcimiento.

En lugares fríos basta romper el bolsón, puesto que las orugas mueren de frío.

Siempre se debe tener en cuenta que se debe causar el menor impacto posible sobre el medio y, por lo tanto, según cada situación se ha de utilizar el método menos agresivo.

CONTROL BIOLÓGICO
En el control biológico lo más utilizado son los insecticidas microbiológicos basados en Bacillus thuringiensis var. kurstaki, que para que sean efectivos se deben de aplicar antes de que la oruga logre el 4º estadio.

RESUMEN DE ACTUACIONES

Tratamiento con bacillus thuringiensis: octubre y noviembre (mejor en octubre)
– Control de bolsones: de noviembre a enero
– Ecopiege trampa collar: colocar de febrero a abril-mayo
– Trampa G: colocar de mayo-agosto

Puede consultar el cronograma de actuaciones aquí

Fuente consultada: http://www.caib.es

¡Compártelo!

Comprálo aquí

  • 13,40 € In Stock

    Trampa especialmente diseñada para la captura masiva o monitoreo de la procesionaria del pino (Thaumetopoea pityocampa).La oruga de la procesionaria puede ser un grave problema tanto para la salud de las personas como para los animales domésticos. La Trampa G es uno de los métodos de control más efectivos debido a que captura a los machos de la mariposa,...

    13,40 €
    In Stock
  • 41,00 € In Stock

    El collar Ecopiege® es un sistema ecológico para el control de la oruga de la procesionaria del pino. Ecopiege® está diseñado para capturar a las orugas cuando descienden del árbol. Las captura sín ningún contacto con las proyecciones urticantes habituales de la oruga. El collar Ecopiege® no utiliza ningún producto químico, su funcionamiento es puramente...

    41,00 €
    In Stock
  • 18,00 € In Stock

    Caja nido realizada en madera de pino macizo con certificación PEFC (explotación sostenible de los bosques) para albergar diferentes especies de aves silvestres. Su diseño está pensado para ser colgada de la rama de un árbol. Características principales: Fabricada en madera de pino macizo de 16mm de grosor. Tejado con una ligera inclinación para evitar...

    18,00 €
    In Stock
  • 35,00 € In Stock

    Caja nido refugio para murciélagos doble cavidad, diseñada tanto para semi urbanos como de campo. Realizada en madera de pino macizo con certificación PEFC (explotación sostenible de los bosques). Dispone de una doble cavidad interna por lo que aumenta considerablemente la capacidad de albergar más murciélagos, y con ello la posibilidad de que se forme...

    35,00 €
    In Stock

2 pensamientos en “Métodos de control de la procesionaria. Trampas y control biológico.

  1. Marina

    En el caso de usar bacillus turingiensis como se aplica? Hay que rompe las bolsas? Fumigando con la solución sobre el árbol o sobre las bolsas concretamente?
    Gracias!!

  2. Jordi Autor

    Hola Marina, no hay que romper la bolsa, se pulveriza desde la copa hacia abajo, intentando abarcar la mayor superficie posible del pino. El tratamiento suele hacerse en septiembre, cuando se alimentan de las acículas preparándose para hibernar. También lo podrías realizar ahora, en el momento que bajan a tierra, pero al ser un insecticida que funciona por ingestión, es menos eficaz en esta época. Un saludo.

Los comentarios están cerrados.